Franquicias españolas de éxito y rentables

Green Pig inaugura un nueva franquicia en Madrid

287
Green Pig inaugura un nueva franquicia en Madrid

La cadena es un nuevo modelo de negocio de restauración enfocado al mundo del ibérico, los quesos y la carne de Origen Retinto cocinada a la brasa a la vista del cliente. Se trata de un concepto gastronómico original, con un enfoque muy global y de gran calidad que parte de la idea de llevar los productos de la tierra, de la Dehesa Extremeña, al consumidor final.

Madrid, 21 de octubre de 2017. La franquicia Green Pig, restauración especializada en Ibéricos, quesos y carne cocinada a la brasa a la vista del cliente, inaugura una nueva franquicia en Madrid.  Ésta enseña está enfocada a acercar los productos de la tierra de la Dehesa Extremeña al consumidor final. Es un negocio dos en uno, ya que cuenta con venta de productos y zona de degustación o restaurante.

Ésta apertura se enmarca dentro del plan de expansión que la compañía ha marcado para los próximos tres años donde quiere alcanzar en 2020 las 12 unidades operativas, 10 locales franquiciados y 2 propios. “El objetivo de Green Pig es ser un referente en el ámbito de una alimentación saludable recuperando la esencia de los orígenes desde el respeto a todos los actores que hacen posible una agricultura y ganadería sostenibles”, explica Armando Baez, director de operaciones de la enseña.

Un local en pleno centro de Madrid, con más de 150 metros cuadrados de superficie, y una capacidad para 65 comensales que pretende emular al bistró francés. El bistró francés no tiene un estilo de comida definido aunque, por su origen obrero y popular, siempre ha servido platos tradicionales, hechos con alimentos frescos y considerados saludables. El menú de los bistrós, al igual que su decoración, se ha ido renovando hasta llegar a ser a menudo elegante, debido al auge de la comida tradicional y regional. Green Pig introduce los productos ibéricos en la filosofía Bistró. Tenemos acceso al producto en origen, controlamos la trazabilidad y el proceso completo hasta que llega al consumidor final. Garantía de Calidad para todos”, apunta Baez.

Green Pig es un negocio asequible, con una alta rentabilidad para el franquiciado que puede optar por dos tipos de tiendas en franquicia, según sus necesidades, con restaurante más un mercado de ibéricos y mercado con zona degustación. “Green Pig es un negocio asequible, con una alta rentabilidad, unos 300.000 euros anuales, que ofrece dos opciones de franquicia, según las necesidades del futuro franquiciado. Además, fomentamos la ganadería tradicional que respeta el medio ambiente y los animales frente a la producción industrial moderna”, comenta su director de operaciones.

Green Pig es un proyecto que trae los productos de la tierra, concretamente del Sur en la Dehesa de Extremadura, al consumidor. El objetivo es ser un referente en el ámbito de una alimentación saludable recuperando la esencia de los orígenes desde el respeto a todos los actores que hacen posible una agricultura y ganadería sostenibles. Por otra parte, esta selección de platos se completa con una serie de bebidas entre las que podemos destacar los vinos (principalmente Riojas y Ribera) y la cerveza con gran peso en el producto mix de venta.

Green Pig posee una personalidad diferencial en cuanto a la calidad de sus productos, la política de precios y la gran importancia otorgada a la atención y trato con el cliente. Éste concepto viene a unir el mundo del jamón, el queso, y el vino que suelen asociarse con precios elevados y una imagen conservadora…con el de la generación Millenials. Una identidad corporativa cómoda y novedosa con un ambiente que huye del formato tradicional en el que se venía ofertando este tipo de productos.

Acerca de Green Pig como franquicia

https://greenpig.es/franquicias-restaurantes-ibericos/

Green Pig es una franquicia de reciente creación que nace para dar respuesta a la necesidad del mercado de la aparición de una firma productora/comercializadora de todos los productos que nacen en el Ecosistema de la Dehesa, en el Suroeste de la Península Ibérica, principalmente.Está basado en el consumo de productos típicamente Ibéricos de Bellota y con D.O, con una oferta de sencillísima preparación, por lo que la mayor actividad de los establecimientos se centra en los horarios correspondientes a almuerzos y comidas.

La inversión inicial para establecerse como franquiciado es de 50.000€, con un canon de entrada incluido de 20.000€, y un royalty sobre ventas del 4% y un canon de publicidad de1%. La superficie del local ideal es de 100 m2, en calles de medio-alto flujo de público, con una rentabilidad del 20% sobre ventas y una facturación media anual de 300.000€

Green Pig inaugura un nueva franquicia en Madrid
Valora esta noticia

Solicitar más información de esta Franquicia


He leído y acepto la Política de Privacidad.